¿Cómo lavar las zapatillas en la lavadora?

Lo primero que debemos plantearnos es el tipo de zapatilla que queremos limpiar, tanto el material como el color, ya que habrá algunas que no sea recomendable meter en este electrodoméstico. El material que mejor responde a la lavadora es la lona o la tela, mientras que si quieres lavar zapatillas de deporte en la lavadora hechas de plástico o similar, te recomendamos hacerlo a mano con ayuda de un producto específico ya que obtendrás mejor resultado.

Con estos pasos generales tus zapatillas quedarán perfectas:

  • Retira la suciedad más visible con ayuda de un cepillo o paño y limpia en profundidad la suela del calzado para evitar que el barro o la suciedad entren en tu lavadora y manchen tu ropa.
  • Quita los cordones y la plantilla de la zapatilla. Es aconsejable que frotes esta última a mano mientras que los cordones los puedes meter en una bolsa rejilla especial dentro del tambor de carga.
  • Hazte con una bolsa especial para zapatillas. De esta manera evitarás que el calzado esté en contacto con la ropa y se ensucien mutuamente.
  • Utiliza un detergente líquido, ya que si utilizas uno en polvo puede que al sacar tus zapatillas de la lavadora te las encuentres llenas de motas blancas.
  • Si quieres lavar zapatillas en la lavadora el programa debe ser corto y sin centrifugado (o con una potencia mínima). Además, te recomendamos que sea con agua fría porque con caliente la suela podría despegarse ligeramente.

¿Es seguro limpiar las zapatillas en la lavadora?

Si tu idea es lavar zapatillas blancas en la lavadora es aconsejable utilizar un producto limpiador previamente para conseguir un resultado óptimo. Esto se debe a que el color blanco es el más difícil de mantener y puede que con un solo lavado en la lavadora no sea suficiente. ¡Si combinas los dos no te arrepentirás!

Cada calzado es un mundo y, por ejemplo, no se recomienda en absoluto lavar zapatillas de ante en la lavadora, ya que el tejido podría dañarse y perder su calidad. En el mercado existen diferentes productos para limpiar este tipo de tejidos (incluso puedes utilizar amoniaco o vinagre) así que con paciencia y cepillo en mano conseguirás unos resultados geniales.

¡Por cierto! No te olvides de que en caso de que quieras lavar tus zapatillas en la lavadora la temperatura no debe ser en ningún caso superior a 40º y es recomendable que incluso esté por debajo para garantizar una limpieza óptima.

Una vez que ya tengas tus zapatillas limpias, toca dejarlas secar. Lo que puede parecer una tontería, es crucial para un buen resultado. En ningún caso debes dejarlas al sol porque este podría amarillear la goma de la suela. Tampoco utilices la secadora. Es preferible secarlas al aire natural.

¿CUÁNTAS FRIGORÍAS NECESITO?
DUO, el nuevo termo ultra compacto
Cerca Mi carrito
Cerca Lista de deseos
Vistos recientemente Close
Cerca

Cerca
Categorías